¡¡Síguenos por e-mail!!

viernes, 29 de octubre de 2010

Etapa 11:Águeda-Albergaria-A-Velha 16,1 km.

Después de la tormenta... viene ¿la calma? o ¿la tempestad?

¡Por fin un día relajado!... pensamos a primera hora de la mañana. Y en principio era así, ya que la etapa era muy asequible (solo 16 km. y el terreno era llano aunque por carretera en su mayoría). Pero, en ocasiones... después de la tormenta no siempre viene la calma... a veces viene la "tempestad".
Es un dicho que se lo escuché decir a otra de esas personas sabias de las que, por suerte, he podido aprender muchas cosas en esta vida. Las personas van y vienen, otras te acompañan en
tu camino durante mucho tiempo, otras durante un ratito, y aunque de todas se puede aprender, los sabios son los únicos que te dicen cosas que después de un período les sacas el jugo apropiado. Este es uno de esos momentos.
Como hemos dicho, la etapa era muy asequible, la comenzamos con mucho ánimo y con buen tiempo. Llegamos a la primera gran población de la etapa sin mayores contratiempos:Mourisca do Vouga. En esta población se aprecia resquicios árabes, primero porque su nombre se debe a que dicha población fue fundada por un "Moro" (de ahí la nominación de la villa), y en segundo lugar, porque en su iglesia tiene un marcado estilo mozárabe.
A partir de ahí, se fue complicando la etapa. Primero por culpa del "Gran problema" que tiene esta parte del camino, (la falta de buena señalización) y después, pasado Serém de Cima y llegando a Albergaria-a-Velha (final de la etapa), por culpa de una lluvia torrencial. Una vez finalizada la etapa y mientras comíamos, tuvimos que esperar durante bastante tiempo para que dejara de llover y, poder así, conseguir esa calma que tanta falta nos hacía.
Pero como dictan aquellas palabras sabias que anteriormente expliqué, no vino la calma... sino la "tempestad". En todas las guías de las que disponíamos información del hospedaje de Albergaria, decían que las únicas posibilidades para pasar la noche eran los bomberos voluntarios o la iglesia "Matriz" de la ciudad (preguntando al párroco previamente). Pues bien, ni en un sitio ni en otro encontramos posibilidad de pernoctar. Los bomberos nos mandaron a la iglesia y el párroco no estaba en su casa para dejarnos entrar al conjunto eclesiástico. Además, en toda la ciudad solo había una sola pensión y estaba... ¡Cerrada!. Por lo tanto, no pudimos encontrar una solución adecuada en este punto del camino de Santiago portugués (Ojalá que las entidades públicas hagan algo al respecto). A toda esta dificultad, se le debe añadir que durante el trayecto de búsqueda por el centro de Albergaria comenzó, de nuevo, a llover de forma descomunal. Vamos, una tarde divertida.
Con todo esto, nos vimos obligados a desplazarnos a otra población cercana para pasar la noche y, mientras íbamos en el coche totalmente exhaustos y entristecidos por los contratiempos... dejó de llover, salió el arco iris y... la calma llegó.
En el camino de Santiago hay muchos momentos en los que encontramos la calma, pero también te encuentras ,en muchas otras veces, la tempestad... esto es como la vida misma. ¿Y qué hay que hacer cuando nos topamos de frente con la dichosa tempestad? pues tener paciencia, pensar y actuar para salir de ella para continuar nuestro "camino" de la vida. Creedme que con el tiempo, y a pesar de los momentos oscuros que nos pueden hacer dudar, sale ese arco iris que nos desplaza hacia un estado de placer, de sosiego, de tranquilidad... en definitiva... de "calma".

Vídeo de la etapa 11 de Águeda a Albergaria-a-Velha:

3 comentarios:

  1. JAJAJAJAJ,me suena esta frase dicha al principio,por que sera..............jejjeje,a veces las frases formadas al azar sirven para algo,en esta ocacion mira por donde la has utilizado con destreza y las puesto en sitio adecuado.
    ;-)

    Se que este camino hay muchas difilcutades pero ahi se ve el teson y las ganas de querer cada dia mejorar,cada dia dais mas pasos positivos y alfin lograreis vuetra meta.

    Abrazos

    ResponderEliminar
  2. Cuanto saben los sabios...aunque a veces ""esten mas cansados que hambre tengan"" o al reves...jajajaja
    Estais casi en el Ecuador del camino
    !!ANIMO PEREGRINOS!!

    ResponderEliminar
  3. pf...madre mia cn el camino...! hay k tener la cabeza en su sitio para poder hacer esto como lo estais haciendo...jejejeanimoooooooo

    ResponderEliminar